Todo se supera

Ser valiente
no consiste en no sentir miedo,
sino en sentirlo
y aún así continuar hacia adelante.


Hace poco estuve recordando todo lo que me había pasado en el transcurrir de estos 25 + 4 años, y saqué la conclusión que mi vida no ha sido TAN saludable, me refiero que he pasado 3 veces por un quirófano por lo tanto, estuve hospitalizada, con tratamientos y cuidados. He llegado a la conclusión que todos estos procesos de vida me han hecho una mujer más fuerte y con MAS ansias de vivir.

Les cuento mis idas al quirófano:

Primera operación
Fue a los 15 años, dejé de asistir a la preparación del desfile de mi colegio para ir a mi PRIMER chequeo ginecológico, porque me descubrieron que tenia quiste ovárico, es común que todas las mujeres tengamos estos quistes, pero el mío había crecido demasiado (10 cm) y me tuvieron que operar, asustada y con miles de medicamentos por venir, superé la etapa.

Segunda operación
A mis 22 años, pensé que pelear esa noche con el inombrable no me haría ningún daño físico, pero poco a poco, cada vez que refutaba con él, el dolor se agudizaba más y más, tanto que ya empezaba a cojear, lo que pasó es que mi apendice se infectó, por lo tanto la apendicitis me hizo ir de emergencia al Seguro Social, donde estuve en una camilla con solo una bata y una colcha, tirada en un rincón de la sala esperando mi turno para operarme, que fue a las 6am, casi me da peritonitis.
Pero lo sacaron a tiempo y pude estar mejor, lo malo es que perdoné al inombrable (aish!!!!) lo hubiera extirpado igual que lo hicieron con mi apéndice, peroooooo...... una aprende.....

Tercera operación
Toda la vida he sido muy fregada en el tema de orden y limpieza en mi trabajo, bueno a los 24 años exageré, en ese entonces era impulsadora de una marca conocida de cuadernos, la campaña escolar recien empezaba y nada habia sido acomodado aún en la tienda, asi que me hice la fuerte (siempre me la he creído) y cargué 3 cajas de 35 kilos cada una en un carrito de solo 2 llantas, nadie me ayudó a bajarlas de almacén asi que yo lo hice.... (sí auch!!!!), bueno ese día terminé adolorida de la espalda pero imaginé que al descansar en mi casa iba mejorar, pero NO, al día siguiente no podía ni caminar, con mi mamá fuimos al doctor y el veredicto era innegable: 2 hernias en la columna (lumbar) y picos de loro (por el peso cargado se formó huesitos punteagudos entre mis vértebras, hincando el sistema nervioso) ya se imaginan mi dolor, verdad? no podía caminar, sentarme y echada en una cama dura lo soportaba tan solo por horas....
Bueno para hacer corta la historia, luego de un mes de estar en cama con inyecciones para el dolor y con fisoterapia, me operaron quitandome los picos de loro mas no las hernias, porque el doctor dijo que era muy riesgoso, podría quedar paralítica, asi que luego de la operación, con rehabilitación de un mes pude caminar de nuevo.
Aún tengo las hernias, que gracias a Dios y a Eduardo (terapeuta y amigo) no me duelen, aunque ahora tengo más cuidado en cargar cosas además que no puedo subir mucho de peso, menos usar tacos muy altos (que a veces se me olvida).

Así fue chicos, así con heridas curadas pero con cicatrices que me hacen recordar que he superado mucho y que mi vida está planificada para hacer algo GRANDE, aún tengo mucho más para dar, hay Fiore para rato!

15 comentarios:

Sr. Sarcástico dijo...

Fiore, en la tercera ocasión si que te exediste. Yo no estoy de acuerdo con las mujeres que se creen q por ser mujeres no pueden cargar nada, pero tu si que te fuiste pa el otro extremo. Un poco mas de cuidado con tu salud de ahora en adelante. Suerte ;)

Raul Junquera dijo...

Claro que hay Fiore para rato!!!
Para todo hay una primera vez, pero en esto de las operaciones te pasastes, a ver si lo dejas para quien no haya tenido esa primera vez en eso de los cortes de pieles y podemos contarlo como tù en un post.
Pos nada chiquilla, que lo del resfriao parece que se te ha pasao y me alegro y lo de las cicatrices nada por eso no te preocupes, procura que no te salgan en el corazòn que aunque esas no se ven duelen màs que una apendicitis y no hay operaciòn que las arregle.

Cuidese carajo!!!!!!!

Marquinho's Way dijo...

Caramba! y eso de ir al seguro da miedo,,, una vez fuí por un dolor de espalda y terminaron diagnosticando severa adicción al trabajo.

Luis Iparraguirre dijo...

Eso de las operaciones podemos tomarlo de una manera jodida, pero más jodido es para los familiares y las personas q nos quieren. Mi madre tiene 5 operaciones, sin contar las dos veces q dio a luz, y, créeme, para mí fue más q jodido. Suerte!

Dragón del 96 dijo...

Que bravo lo de las hernias, no las he sufrido, pero sé que duelen como como michi! Cuidado con los pesos pesados nomás.

Slaudos.

Carolina dijo...

Hey Fiore, aquí entre nosotras, que nadie más se entera ;-) ... a mi tambien los 25+4 me parecían terribles de la muerte, pero vas a ver como los 26+4 se te hacen de lujo!!!!!


Yo cirugías 3 también, pero me lo pasé tan mal en un par de ellas que prefiero omitir los comentarios .

Besos,

jocho dijo...

cuidate oye que no vaya a ser que te pase algo!!!!

besos!

Lorelay dijo...

Cuidate, las hernias son de temer, no hagas fuerzas (No eres super woman):)
Saludos
lore

El perro andaluz dijo...

Pucha, yo me he enfermado de todo pero hasta hoy no me han metido "cuchio". Fiore para rato? pero por supuesto, faltaba más.
Besos curativos.

Ursula dijo...

Parchadita pero sanísima y por supuesto que hay Fiore para rato!

A mí también me operaron de quiste ovárico hace como diez años, pero todos pensaban que era apendicitis, sólo cuando me abrieron se dieron cuenta del quistesazo y que mi apéndice no tenía nada, igual me sacaron el apéndice y el quiste, dos por uno, ja ja!

Y qué bravo lo de las hernias, ahora me imagino que te cuidarás y ya no te harás la Hulk. A veces tienen que pasarnos ese tipo de cosas para darnos cuenta que al cuerpo no se le puede exigir tanto.

Un besote

Soldadito Anónimo dijo...

waw resultaste bien brava para cargar tanto ah!!! A mi una vez me operaron del tabike y casi muero 2 horas despues que me dieron d alta =/!

Fiore dijo...

Sr. Sarcástico
Sí es que siempre he sido la fuerte en mi casa y me excedí, pero ya no hago eso, NUNCA MAS!

Raúl Junquera
Ya, ya tampoco es para q se me altere

Marquinho ´s way
Bueno, eso le pasa a MEDIO LIMA, así que tampoco a exagerar con el trabajo!!

Luis Iparraguirre
Síiiiiiiii!!! las personas en tu círculo son las que más padecen con las operaciones, tu mami es muy fuerte!!

Dragoncito
Sí ya está contralo jeje

Carolina
Lo bueno es que estás mejor y sanita ;D

Jocho
Gracias boy!!!

Lorelay
Sí ya sé, se acabó la etapa de superwoman

Perrito
Jejeje que lindo! gracias!

Ursu
Exacto!!! ahora sabemos mejor las cosas, que feo eso de tu apéndice quiste jejeje, al menos ahora está todo bien y eso es lo que importa!

Soldadito Anónimo
Pucha!!! pero que bueno que ya estás mejor eh?

Un bso!!!

darling dijo...

Muy cierto Fiore. Yo también he pasado tres veces por el quirófano y en dos de ellas peleando un cuerpo a cuerpo con la pelona. Me morí de miedo en cada ocasión, pero supongo que eso significa que soy valiente, xq igual lo hice.

Un abrazote!

Jen dijo...

a mí me han operado 4 veces, 2 de las cueles coinciden contigo xD

Sofitach dijo...

Uyy, te pareces un toke a mi, yo por kerer ser la super mujer me hice daño a la salud también, siempre paga pato la pobre columna vertebral y pérdidas familiares desde muy niñita que obvio me marcaron, pero igual, como dices tú, hay Sofi para rato!! claro que el fuerte es quien supera los obstáculos, no el que nunca pasó por nada fuerte.

Éxitos!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...